Mis blogs

Mis blogs son Altamira (Historia del Arte, Cine, Cómic, Fotografía, Moda), Heródoto (Actualidad, Ciencias Sociales y Pensamiento) y Mirador (Joan Miró, Arte y Cultura Contemporáneos).y Pensamiento, Religión y Teo

viernes, 8 de noviembre de 2013

El arquitecto italiano Francesco Borromini (1599-1667).

El arquitecto italiano Francesco Borromini (1599-1667).

Borromini, nacido en la Suiza de lengua italiana y formado en Milán antes de establecerse definitivamente en roma, destaca por su expresividad y dramatismo, con el uso inteligente de la curva para infundir dinamismo a las fachadas y la racionalidad en la disposición de interiores en espacios escasos. Sus obras más conocidas son las iglesias romanas de San Carlo, San Ivo y Santa Agnese,  y la fachada y convento de los Oratorianos en Roma o el Colegio de Propaganda Fide, entre otras obras de menor importancia en comparación. 
.

San Carlo alle Quattro Fontane (1634-1641), con sus ondulaciones elegantes y sus ritmos cóncavos y convexos trasladados al interior mediante una planta oval, podría considerarse como la culminación del estilo barroco en Italia. Es uno de los espacios religiosos más extraordinarios de Roma, proclive como pocos al recogimiento. Fue mi iglesia favorita para las misas durante mi estancia romana y cada semana hallaba un cambio en mi percepción sensorial y un matiz distinto de espiritualidad, justo lo que intentó (y consiguió) Borromini

San Ivo della Sapienza (1642-1650) es una obra de transición en su estilo, en la que consigue efectos de movimiento únicos en su época, con un espacio de planta triangular y una cúpula central articulada con gallones cóncavo-convexos. El complejo simbolismo de las formas se centra en el debate /oposición entre la espiral y el triángulo: la forma espiral de la pequeña cúpula (o cupulín) simboliza la Torre de Babel y la confusión de las lenguas; los triángulos se refieren a la Trinidad y destacadamente al papel del Espíritu Santo (la figura de la paloma en la linterna que remata la cúpula) como comunicador entre el mundo terreno y el celeste, y que pone orden en la confusión de las lenguas, que es el papel asignado por Dios a la Iglesia en el mundo barroco sumido en la crisis constante de las ideas.

Santa Agnese (1653-1666) la diseñó Borromini junto a a otro gran arquitecto, Carlo Rainaldi, con una fachada que aúna monumentalidad y ligereza en el movimiento hacia la plaza Navona.

Fuentes.
Internet.
Libros.
Argan, G. C. Borromini. Xarait. Madrid. 1980. 117 pp.
Blunt, Anthony. Borromini. Alianza Forma. Madrid. 1988 (1979). 260 pp. 150 ilus.

No hay comentarios: