Mis blogs

Mis blogs son Altamira (Historia del Arte, Cine, Cómic, Fotografía, Moda), Heródoto (Actualidad, Ciencias Sociales y Pensamiento) y Mirador (Joan Miró, Arte y Cultura Contemporáneos).y Pensamiento, Religión y Teo

domingo, 1 de diciembre de 2013

Iván el Terrible II (La conjura de los boyardos) (1944-1945), de Sergei M. Eisenstein.

Iván el Terrible II (La conjura de los boyardos) (1944-1945), de Sergei M. Eisenstein.


            Iván el Terrible II (La conjura de los boyardos) (1944-1945). Metraje-duración: 2.374 m., 1h. 30’. Productora: Mosfilm. Dirección: Sergei M. Eisens­tein. Guión: Sergei M. Eisens­tein y Piotr Pavlenko. Cola­borador: D.I. Va­siliev. Fotografía: Eduard Tissé y Andrei Moskvin (inte­riores). Decorado: Isaak Spinel. Montaje: S.M. Ei­senstein y Elfir To­back. Música: S. Proko­fiev. Ayudante de in­terpretación: Elena Telesheva. Blanco y negro, más escenas en color.
            Reparto: Nicolai Cherkasov (Iván el Terrible), Nicolai Ojlokpov, Alexander Abrikosov (antiguo boyardo, ahora metropo­li­tano de Moscú), Dimitri Orlov, Varvara Masaliti­nova.
            ARGUMENTO:
          
         El zar está sumido en la completa soledad del poder. Sus antiguos amigos le han traicionado o abandonado. El rey de Po­lonia pla­nea la destrucción de la unidad rusa, para lo que ne­cesita que impere un zar débil, en lo que coincide con los in­tereses de los boyardos.
            Un golpe de es­tado se prepara, con la ayu­da de la tía del zar, Eufro­sina (que pon­dría a su hijo en el trono) y de la Iglesia: hay que asesinar al zar, pero éste cuenta con la ayuda de sus policías secretos, los streltsy (la relación con el KGB soviético es evidente) y tiende una trampa a los conspiradores. La mano ase­sina apu­ñala por error al primo que es preten­diente al trono. Iván, al final, promete que será terri­ble en su ac­ción de go­bierno, porque lo exige la de­fensa de la tierra ru­sa.    
COMENTARIO Y CRÍTICA
            La película, como la anterior, era un alarde formal sin precedentes en la histo­ria del cine, fue definida como «la úni­ca película que ha tra­tado al genio con el genio necesario para transmitir la idea de la auténtica grandeza». Pero se le criti­có por el poder que presentará al zar como un hombre poseído de dudas éticas con respecto a si debía usar la violencia para lograr sus objetivos. Stalin no podía permitir tal duda.
            El montaje no fue terminado hasta principios de 1946, y entonces Eisenstein sufrió un ataque al corazón que le tuvo postrado en el hospital el resto del año. Cuando salió supo de las críticas al filme en su montaje y se puso a rehacerlo aun­que no pudo verlo exhibido por la censura (que duraría un dece­nio, hasta 1958) y su posterior muer­te en 1948.
            
            Es notable que haya adaptado por primera vez el color, en las dos escenas del final, con el uso del amarillo, rojo, negro y azul, con un fuerte sim­bolismo, en especial en la es­cena del banquete en el palacio de Alexandrovsk, con contraposiciones cuidado­samen­te estudia­das y engarza­das en el montaje de los planos. Es similar a la primera parte la estrecha rela­ción de su mon­taje con la música de Prokofievformando una uni­dad or­gá­nica. El resto de las influencias estéticas son idénticas a lo largo de todo el ciclo, por lo que no nos extendemos más.
            La terce­ra parte de la trilogía fue aban­donada y de ella sólo nos quedan al­gunos foto­gramas de escenas de masas, para las que se habían utilizado los decorados y ac­tores de las dos partes anteriores. Por ello nunca se ha exhibido, por estar en una fase demasiado embrionaria [AA.VV. El cine soviético de todos los tiempos. 1988: 149, muestra algunas fotos de esta tercera parte].

No hay comentarios: